• Antípodas y lugares curiosos
10 tipos de turismo rural y los beneficios para la salud

10 tipos de turismo rural y los beneficios para la salud

  • 5 de abril de 2021

Hoy en día, muchos problemas de salud tienen un origen psicológico debido al estrés diario. Es decir, las emociones dejan su huella en nuestro cuerpo.

Esto puede causar un desequilibrio como resultado de la pérdida de resistencia física, la rutina diaria y la dependencia tecnológica ocasiona que vivamos en constante alerta. Sin embargo, el turismo rural puede ser especialmente terapéutico en la recuperación del equilibrio natural, integrándonos en un entorno que inspire tranquilidad, que nos permita desconectar de la rutina y de las presiones diarias por unos días.

A muchos turistas les gusta ponerse en contacto con la naturaleza durante sus viajes. Buscan realizar actividades en espacios donde puedan contemplar la belleza del entorno, consiguiendo un efecto relajante lejos de la rutina diaria.

Por estas razones, el turismo rural es también muy saludable y excelente para realizar en familia. Tenemos una buena oportunidad de pasar un poco de tiempo con las personas que más queremos.

Si no sabes por donde empezar, puedes comenzar utilizando uno de los muchos buscadores de casas rurales como por ejemplo Portal Rural. Personalmente, he utilizado este portal para encontrar una casa rural en Santilla del Mar (Cantabria) para una visita en familia y encontré lo que buscaba.

Una experiencia de bienestar

Uno de los principales beneficios del turismo rural es alejarse del estrés tecnológico. Esto es muy importante, uno de los problemas de la sociedad actual es la conexión constante a la información a través de los teléfonos móviles. ¿Te imaginas desconectar del Whatsapp por unos días? Sin que lo sepas puedes sufrir de estrés por la dependencia tecnológica, posiblemente necesites unos días de tranquilidad y disfrutar con la familia observando la naturaleza.

Gracias al turismo rural podemos aprender a observar la realidad, no a través del filtro de una cámara, sino a través de nuestra propia visión, gracias a todos los paisajes que invitan a la observación y contemplación.

Desde el punto de vista de la economía, el turismo rural puede ser mucho más económico si te alojas en una casa rural para toda la familia.

El turismo rural también respeta los valores ecológicos porque es una forma sostenible de viajar, proteger y cuidar el patrimonio natural como tesoro de la salud.

El concepto rural se reinventa para ofrecer a los turistas los mejores servicios. Es decir, el turismo rural no debe nada al turismo de la ciudad.

Además, si te gusta la fotografía, ningún escenario es tan hermoso como el natural para poner en práctica fotografía de paisajes.

El campo ofrece una belleza única que no existe en la ciudad. Por ejemplo, podrás observar el cielo estrellado, ya que la contaminación lumínica de pueblos y ciudades impide la contemplación del firmamento por la noche.

El turismo rural también nos hace dar más valor a la cultura y costumbres de los pueblos desde el punto de vista de las tradiciones, el estilo de vida o la gastronomía. Incluso desde el punto de vista de las relaciones sociales definidas por la proximidad y la confianza.

Tipos de turismo rural

Existen varios tipos de alojamiento rural según la clase de vivienda donde se realice la estancia: casa rural, apartamento rural, hotel rural, balnearios, cabañas, albergues y cámping.

  • Alojamiento rural: Las casas rurales son viviendas independientes que se encuentran en entornos rurales, es decir, alejados de la ciudad y zonas más pobladas. Habitualmente tienen una arquitectura tradicional con fachadas de piedra y caracterizadas por su sencillez (aunque de grandes dimensiones).
  • Granja educativa: este es el ejemplo más clásico y quizás uno de los primeros, en el sector del turismo rural. De hecho, una granja didáctica es la granja clásica que está preparada para recibir a grupos de escuelas para llevar a los más pequeños a conocer los animales de granja y la forma de vivir y trabajar la tierra de cerca.
  • Observación de aves: la práctica de la observación de aves es una forma de turismo rural y sostenible al mismo tiempo. Sumergirse en la naturaleza, respetar el silencio y los tiempos dictados por la fauna del lugar es un ejercicio que pone a prueba a cada persona que normalmente está acostumbrada al caos de la ciudad. La observación de aves también es una práctica que promueve el conocimiento y la conciencia de los pequeños habitantes de árboles que a menudo ignoramos o incluso conocemos.
  • Granjas: unas vacaciones en una granja no deben confundirse con una estancia en una granja. Al visitar una granja, por lo general se realiza un viaje dentro de la realidad agrícola de esa ciudad o región en particular. Siendo entonces acompañados por aquellos que trabajan directamente en esa realidad descubres todos los pasos que conducen al nacimiento del producto alimenticio que, a menudo, encontramos en nuestras mesas sin siquiera imaginar el largo camino que lo llevó allí.
  • Trekking: Senderismo o caminatas largas son otra forma de turismo rural. Caminar y seguir itinerarios reales de hecho se llega a conocer la realidad en la que estás. Se pueden admirar los cultivos, las granjas y todo el paisaje. Caminas conscientemente y entras en estrecho contacto con la vida de la ciudad o el pueblo elegido.
  • Agroturismo: se podría definir una forma lenta de turismo rural. De hecho, la estancia en la granja es a menudo sinónimo de relajación en el campo. Es una forma simplista de describir lo que realmente es. De hecho, las masías ofrecen la posibilidad de descansar cuerpo y alma en estrecho contacto con la naturaleza, pero con viajes o caminos educativos que llevan al visitante a convertirse en uno con la realidad del lugar.
  • Degustaciones de comida y vino: es quizás la forma más agradable de turismo rural. La elección de un complejo rural para visitar y conocer, una de las maneras más "deliciosas" de ponerse en contacto con la realidad del lugar es llevar a cabo degustaciones de comida y vino. Se pueden degustar los vinos de las bodegas de quienes los produjeron, o degustar quesos o carnes curadas que derivan precisamente de las granjas locales.
  • Parques y Reservas Naturales: el turismo rural proporciona no sólo el conocimiento de la realidad de la ciudad del interior en el que ha elegido quedarse, sino también una inmersión completa en la naturaleza que, indirectamente, proporciona el sustento de toda la zona circundante gracias al turismo. Conociendo la flora y fauna de un paisaje determinado, el turista se hace automáticamente responsable.
  • Equiturismo: ya desde el nombre se entiende que esta forma de turismo rural proporciona como "medio de transporte" un caballo. El equiturismo implica largos paseos en la silla de montar para descubrir bosques o montañas, con una sola obligación: sumergirse completamente en el paisaje circundante.
  • Ciclismo: en este caso el medio de transporte más adecuado es el Mountain Bike, pero sin ningún tipo de intención competitiva. El ciclismo se lleva a cabo en el corazón de la zona rural que ha elegido visitar y suele ser una ruta real que incluye estancias en diferentes masías durante los días de viaje. Todo con el fin de descubrir plenamente las realidades que se encuentran en este viaje en bicicleta.