• Antípodas y lugares curiosos
Mejores Valles del Pirineo Aragonés

Mejores Valles del Pirineo Aragonés

  • 29 de octubre de 2021

Si te encanta esquiar, hacer senderismo o simplemente caminar al aire libre disfrutando de las vistas, entonces el Pirineo Aragonés debe ser tu próxima visita. Desde las históricas estaciones de esquí de Aragón hasta los impresionantes valles del lado francés, desde los pequeños pueblos medievales hasta los altos picos nevados, te mostraremos los lugares que no te puedes perder esta maravillosa zona de los Perineos.

Cerler

Es una de las estaciones de esquí más importantes de Aragón, y tiene el pico más alto para esquiar, que alcanza los 2630 metros de altura en la mítica zona de Gallinero. Los esquiadores encontrarán en Cerler una estación alpina con pistas perfectamente preparadas para todos los niveles. Además, en Cerler también hay espacio para las últimas tendencias, de hecho, se ha creado un snowpark, boardercross y una zona para la medición de velocidad. estas son las pistas favoritas de los más jóvenes y aventureros.

Cerler es una zona muy turística por sus pistas de esquiar, te recomendamos que reserves el alojamiento con antelación. Encontrarás una gran variedad de hoteles en el pirineo aragonés por lo que no tendrás problemas.

Valle de Benasque

En el Valle de Benasque se encuentra el Parque Natural Posets-Maladeta, que alberga el mayor número de picos de más de 3.000 metros, incluido el Aneto, y el encantador municipio de Benasque.

En este parque natural, podrás visitar 13 glaciares, en los macizos de Posets, Perdiguero y Maladeta, y 95 lagos de origen glaciar, con una gran cantidad de cascadas. La mejor forma de observar las cumbres del parque es tomando el telesilla Ampriu entre Aneto y Posets. La carretera que conduce a ella parte del pueblo de Cerler.

También puedes seguir alguno de los circuitos especialmente diseñados para conocer el parque, como el que conduce al refugio de Estós, el lago de Batisielles o la cascada de Espigantosa.

Formigal

Esta estación es el buque insignia del Pirineo Aragonés, una de las zonas de esquí más bonitas y famosas de España, así como la más grande de todas con sus 137 kilómetros de pistas. Entre las numerosas peculiaridades de Formigal, destacan sin duda la de poder esquiar bajo las estrellas en la zona iluminada de Furco y la de realizar paseos nocturnos subido de una moto de nieve o incluso en un trineo tirado por perros.

Jaca

Una conocida ciudad que se encuentra en el corazón de Aragón. Jaca es famosa por ser una de las paradas más fascinantes del Camino de Santiago de Compostela. Con el paso del tiempo, las visitas de los turistas se sumaron al paso de peregrinos y Jaca se ha convertido en un destino popular para las estancias invernales, gracias a las espléndidas pistas de esquí que se encuentran a unos 15 kilómetros del centro. La ciudad recibe a muchos visitantes incluso en verano, atraídos por su rico patrimonio artístico y sus festivales folclóricos tradicionales. La fiesta principal que se celebra en Jaca es la fiesta del 1 de mayo, en recuerdo al enfrentamiento entre el Conde Aznar y los musulmanes. Destaca el Mercado Medieval: los artesanos de Jaca ponen pequeñas tiendas por las calles de la ciudad. Cada dos años, en agosto, tiene lugar el Festival Folklórico de los Pirineos, mientras que en el mismo mes pero una vez al año se repite el Festival del Camino de Santiago.

Candanchu

Es una estación de esquí ubicada en el Pirineo Aragonés en la Provincia de Huesca. Las pistas cubren un desnivel que va desde los 1530 metros hasta los 2200 metros de altura, además de esquiar, se puede disfrutar de un espléndido paisaje natural y una exquisita gastronomía.

Ribes de Freser

Destacado centro turístico gracias principalmente a sus famosos balnearios con aguas medicinales. En 1931 se inauguró el ferrocarril cremallera que, tras una fuerte subida de 13 kilómetros, permite llegar al Santuario de Núria, por el río Freser. Esta es la única forma de subir hasta allí sin tener que emprender una subida aventurera, ya que la carretera termina en la localidad de Queralbs, a 6 kilómetros del conjunto religioso que se eleva cerca de un lago artificial donde se erige la montaña más alta de los Pirineos, con 2.913 m de altura.